EL ADIESTRAMIENTO DE LA LABRADORA INKA


Cuando conocieron a Inka, ella era sólo un cachorro de Labrador. Era tan encantadora que resultaba imposible para la familia no tratarla como un bebé, pero cuando fue creciendo se dieron cuenta que Inka estaba descontrolada y necesitaba urgentemente un adiestramiento.

Tema: Adiestramiento - Autor: DOGKING

perro adiestrado

Inka, el cachorro perfecto

Tiziana y su familia se mudaban a nuestro país desde Suiza y lo hacían a una casa bastante grande. Como siempre les habían encantado los perros, pensaron que esta sería una gran oportunidad para incorporar un cachorro al hogar y por fin tener el perro que siempre habían deseado.

Navegando por internet, dieron con DOGKING y decidieron venir a conocernos. Les gustó mucho el lugar y el trato que decidieron, así que todos estaban de acuerdo en que querían uno de nuestros cachorros de Labrador chocolate. Por suerte para ellos, Inka estaba disponible así que no tuvieron que esperar mucho para poder disfrutar de su pequeña.

Era simplemente encantadora. Todo lo que hacía era para comérsela y cuando hacía algo más era imposible reñirle porque agachaba su cabeza y les miraba con sus pequeños ojos de culpabilidad. Para ellos era como un bebé, que hacía todo sin mala intención por lo que no se le podía regañar. El problema es que no sería un bebé toda su vida.

cachorro labrador

La necesidad de encontrar un adiestrador canino para Inka

Era el cachorro perfecto, pero Inka fue creciendo y lo que antes parecía muy tierno y simpático comenzó a resultar caótico y destructivo. Pero la familia era incapaz de imponerle una disciplina. Seguían viéndola como un bebé a pesar de que ya era un perro adulto, y esa falta de límites y normas de convivencia de tradujo en una ruptura total de la armonía familiar. A pesar de que Inka no lo hacía con maldad, su comportamiento era molesto y y resultaba muy estresante para todos.

adiestrador canino
Inka era una perra adulta que saltaba sobre cualquier persona, cogía cualquier objeto y lo mordía hasta destrozarlo, jugaba en casa sin ningún tipo de control… Era evidente para toda la familia que necesitaban encontrar un adiestrador canino para su perro, y decidieron que fuera Antonio Dávalos de DOGKING.

Antonio Dávalos le proponía el programa de adiestramiento completo de 6 semanas. Durante esas 6 semanas, Inka sería adiestrada para obedecer órdenes y aprender a controlarse. A la vez, la familia iría practicando con otros perros cómo debían tratar a Inka una vez que la tuvieran en casa. Para ello les explicó ciertas normas que debía aplicar en casa para mejorar la convivencia con su perro y les enseñó como debían dar órdenes y manejar la correa. Una vez Inka terminó su adiestramiento, practicaron con ella en DOGKING y después más extensamente en su casa, ya que es ahí donde debían aprender a convivir el perro con sus humanos.


EL RESULTADO DEL ADIESTRAMIENTO

Fue así como pasaron las 6 semanas y la familia de Inka no puede estar más contenta. Inka ha cambiado para mejor y ahora se ha convertido en un perro con el que realmente pueden disfrutar. Inka ha aprendido a convivir tranquilamente con su familia y ellos han aprendido que como los niños, los perros también necesitan normas y límites para saber cómo deben comportarse. Ahora ya ha dejado de ser destructiva, se le puede dejar sola en casa y cuando están todos juntos ella se mantiene calmada y siempre pendiente de qué necesita su familia. Y así todos están más felices.

perro adiestrar adiestrador

Comparte este artículo


Artículos relacionados
¿Qué opinas de este artículo?

Volver al blog

¡NO TE PIERDAS NADA!

Suscríbete a nuestra newsletter y siempre estarás al tanto de las últimas novedades de DOGKING